+34 952 19 81 17 menu
  • Español
  • English
  • Suomi
  • Svenska
  • Deutsch
  • Русский
  • Norsk Bokmål

Mientas que el INE indica incrementos del 4% en los precios de la vivienda, durante el primer trimestre de 2015, expertos vaticinan subidas en torno al 7 % en 2015

El primer trimestre de 2015 ha registrado el mayor incremento del precio de la vivienda desde el cuarto trimestre de 2007, ascendiendo al 4,2%. Supone que ya son 5 trimestres seguidos al alza, según los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Esta nueva subida se produce después de que el precio de la vivienda cerrase 2014 con un repunte del 1,8%, el primer aumento en un año desde el inicio de la crisis en 2008 que permitió romper con seis años de bajadas en los precios.

Los precios de la vivienda nueva subieron un 4,9% en términos interanuales, el mayor aumento desde el segundo trimestre de 2008. En el caso de la vivienda usada, los precios subieron un 3,8% en este periodo, cifra que supone el mayor aumento desde el tercer trimestre de 2007.
En el segundo trimestre de 2015, el precio de la vivienda subió en todas las comunidades autónomas en términos interanuales, algo que no sucedía desde el cuarto trimestre de 2007. Los mayores incrementos se produjeron en Islas Baleares (7,3%), Comunidad de Madrid (6,4%), Ceuta (6,1%) y Cataluña (5,5%).

Paralelamente, también el INE indica que en Junio de 2015 las transacciones crecieron en junio casi un 14% respecto al mismo mes del año anterior.
Según los expertos, ésta recuperación se está trasladando a los precios de la vivienda de segunda mano, que poco a poco van subiendo, pudiéndose incrementar a finales de año en el 7%.
Para el 2016, se augura una subida por encima de los dos dígitos, llegando a alcanzar un 12 % a finales de año

Esta más que previsible subida de precios, estaría motivada, por varios factores, se parte de precios bajos, la apertura del crédito inmobiliario por los bancos, y una importante demanda de compradores que llevan años esperando a comprar una vivienda.
Por otro lado, la baja rentabilidad de los depósitos bancarios puede conducir otra vez a los inversores a interesarse por el mercado inmobiliario.

Por zonas, los precios subirán notablemente en los centros de las poblaciones, especialmente de las grandes ciudades. En zonas que se ha construido mucho los precios no subirán y no se venderá todo el stock existente.
En el centro de las ciudades, donde no se ha construido mucho en los últimos 15 años, las ventas van mejor, como en las Islas Baleares, Galicia, Islas Canarias y Madrid. Pero donde se ha construido mucho, continúan mal, como en La Rioja, Castilla-La Mancha, Cantabria y Aragón. Aquí se necesitarán 3 o 4 años para digerir el exceso de oferta.